El Océano Azul De Duque

Jorge Córdoba Soto

El Océano Azul De Duque

@Tzion4325

El Océano Azul De Duque Columna de Jorge Córdoba Soto Clic para tuitear

El color de los fondos y tapetes en la posesión presidencial de Iván Duque: azul inusitado. No es tan excéntrico como simbólico.

Iván Duque; a Dios gracias nuestro presidente; a quien observo y sigo en su tarea constructiva desde su incorporación al congreso; es un autodidacta, erudito, estudioso consagrado que confía plenamente en sapientes mentores, el conocimiento aplicado, su  intuición, sus principios, y (para dolor de los ateo-anarquistas); su fé. No es un autómata de malos impulsos, ni un vanidoso empedernido.
Su línea de conocimiento absorbe grandes contenidos de la psicología económica; por cierto la base dominante de los grandes pensadores de hoy (nóbeles verdaderos); quienes aproximan teorías de gobierno, finanzas, coaching, liderazgo y relaciones interpersonales. Sus otros sabios, son los libros; desde el naranja hasta el azul.

Su línea de conocimiento absorbe grandes contenidos de la psicología económica; por cierto la base dominante de los grandes pensadores de hoy Clic para tuitear

Lo escuchaba en sus intervenciones citar muchos textos relevantes para darle forma a su visión. Con el advenimiento del marketing de campaña hablaba con frecuencia del “Océano Azul”. Inspiradora publicación de W. Chan Kim y Renee Mauborgne. En consonancia a su contenido no tengo duda que confía en no traicionar los consejos que lo llevaron a la presidencia.

7 consignas derivadas que explican el trasfondo de sus señales:

  1. Iván Duque está convencido que puede llegar más allá que el mejor. Entiende que no tiene sentido entrar al nivel de la competencia en la rencilla, los paradigmas, las discusiones infértiles, el tono agresivo, el populismo neto, la ansiedad anticipatoria, la trivialidad y frivolidad de un libreto fallido; No debe intentar distinguirse nadando en el océano rojo donde están las pirañas; por más que se esfuerce tratando de complacer a todos naufragará.
  2. Entiende que debe abrir perspectivas que expanden horizontes; ir al fondo de la situación analizando maneras alternativas de comprensión de la génesis y soluciones que hagan llegar el bien público a su feliz destinatario sin enredarse en el camino.
  3. Está armando un equipo técnico con formación y filosofía similares que lo asesorarán en esa transición del océano rojo de la confrontación y la vanidad hasta el océano azul de los resultados verdaderos. Solo no puede. Reconoce sus limitaciones.
  4. Mira a sus funcionarios como coequiperos ,no súbditos. Puede manejar la angustia y las presiones sin convertirse en un tirano. Valora las fortalezas y confía en resolver debilidades.
  5. Claramente expresó: cambiaremos lo que no sirva; es decir; con destrucción creativa modificará instituciones, procesos que sobren, ó no contribuyan sustancialmente a la operatividad del estado; lo que esté funcionando bien: lo dejará quieto en observación.
  6. Identificará y resolverá problemas que fueron intencional y torpemente “ocultos”, distorsionados, subestimados. Algo como: “El tal paro no existe”, ó esta joya: “ Si las FARC dicen que no tienen secuestrados; yo les creo”… sería infinito el listado de sandeces.
  7. Redefinirá problemas actuales escuchando, analizando, usando instrumentos democráticos, constitucionales buscando lo mejor para Colombia; lo hará en sus primeros 30 días con respecto al proceso con el ELN (Entre tantos asuntos). Es decir; no tendrá que ejecutar una “revolución ciudadana” ni otro sofisma parecido. Usará sus facultades, ingenio, capacidad de diálogo apegado a la constitución y a la LEGALIDAD. No se ilusionen, bellacos.

Entender a Iván Duque requiere meditar en el nivel de ilustración en que navega su mundo. Jamás lo encontrarán en las provocaciones de los medios EXmermelados, las majaderías de los enguayabados, ó los análisis destartalados de Benedetti.

Entender a Iván Duque requiere meditar en el nivel de ilustración en que navega su mundo. Jamás lo encontrarán en las provocaciones de los medios EXmermelados Clic para tuitear

Gift: Macías es presidente del senado, pertenece a una bancada que fue elegida en oposición a un desastre. La hipocresía y falacia para ser “internacional” no es su fuerte.

Trinaba Ana Cristina Moreno: “No se molesten con la radiografía; háganlo con quien rompió el hueso”.

Seguiré opinando.

Articulos Relacionados