Las Perlas De Los Necios

Jorge Córdoba Soto

 

Las Perlas De Los Necios

@Tzion4325

Las Perlas De Los Necios Columna de Jorge Córdoba Soto Clic para tuitear

El establecimiento de la opinión; en general el credo nacional, para no decir preocupante,  pareciera excederse y desviarse a puntos algo estrambóticos; ideales tan perturbados…

Hablemos en el lenguaje “incluyente” de los “libertarios”; perlas brillantes que se cuentan:

  1. El abuso sexual a los niños siempre ha sido un arma de guerra; no hay problema con que las penas sean alternativas. (Ayer en entrevista cablenoticias)

Y de la misma campeona: Las víctimas de abuso sexual deben aprender a convivir con sus victimarios. Apología/cariño tapadito por los actos de lesa humanidad; entendimiento distorsionado de la defensa de los derechos humanos; y lo peor; esta coprotagonista de un ridículo electoral merecido tiene un auto convencimiento de que su perversión se justifica para flexibilizar y seguir evitando muertes… pero eso sí; cuando los grandes filósofos que violan y acaban con la dignidad de los pueblos hacen uso de su derecho a reclamar atención con cualquier masacre; bienvenida si es para una “paz completa”; término que vienen usando estos personajes de alma ácida.

  1. Tener sexo en las aulas de clase no es causal de expulsión. Súmele que estamos hablando de niños y adolescentes. Aducen que no afectan a terceros.

Estos adalides de la justicia, de una Neocamorra antivalores derrumban desde su capacidad, de a poco y con cada sentencia la confianza ciudadana y su legitimidad. No hay que ser conservador ni ultraderechista para desear que el salón de clases de nuestros hijos sea para educarse y no una Sodoma Kids. Podrían explicarme qué tanta distancia hay de ahí a la pornografía infantil, el exhibicionismo ó instigar a un ser sin voluntad cimentada a perder el pudor, que aunque anticuado; no es más que una alarma de defensa.

Podrían explicarme qué tanta distancia hay de ahí a la pornografía infantil, el exhibicionismo ó instigar a un ser sin voluntad cimentada a perder el pudor Clic para tuitear

  1. Reducir el salario de los congresistas es una medida anticorrupción.

Este par si tienen la gloria de contar con mucho envidioso, resentido y desinformado. Nos reunimos una tarde de vinos; nos preocupa no ser centro de atracción y zásssssss!!!!! odebrecht, hemofilia, mermelada… gritemos que es culpa del congreso y escribamos las preguntas que activen todo ese odio del colombiano promedio frustrado que culpa al estado, otros tantas minorías que se reivindican en sus complejos; y bueno; en esos momentos no existía posibilidad de negación de ninguna bancada… Así fue como una dupla de gargopalomas (Híbrido de gárgola y paloma) se despilfarraron 300 mil millones de pesos. El presidente Duque hizo lo propio para seguir la ola reguetonera y mantenerse vigente en sus consignas; pero de lejos haber tramitado un paquete anticorrupción serio y abierto a discusión pisoteó con elegancia la torpeza del confundido y enfermo país; seducido por una trampa medio sofisticada. Bueno; y… antes que anticorrupción, la mencionada medida es un castigo a los congresistas que no piensan como ellas.

  1. El problema es si vamos a seguir con esta política antidrogas”.

Este semidiós; titán de la mentira, e inventor pueril quién tiene la fórmula para que seamos nórdicos con genes muiscas; tiene una teoría ultraliberal y compasiva/cómplice de mucha argucia pero pocas verdades acerca de la drogadicción, microtráfico… bueno; hasta ahí porque en su genialidad todo queda allí; es decir, un problema de salud pública, droguémonos todos de manera controlada… No considera cadenas de producción, mutación de las empresas criminales, crímenes asociados, efectos sociológicos en la niñez. Y menos pedirle si su verborrea obedece a un mínimo de evidencia científica rigurosa y seria; el solo quiere implantar la decadencia para %&?$”!  (Palabrota que imaginan) encima de ella.

Dice Norberto Bobbio: “Al hombre de estudio no le va bien el papel de profeta”, y añade: “Hoy más que nunca se necesita prudencia y paciencia”.

Seguiré opinando.

Articulos Relacionados