Sancocho por la memoria

David Name Orozco

Sancocho por la memoria. Columna de David Name Orozco Clic para tuitear

@DavidName7

Hace unos días salió el anuncio del “primer festival de los humildes”, titulo que me llamó la atención por celebrar el valor o virtud de la humildad. La humildad es un valor que anda muy escaso en nuestro país, no solo en la política, sino también en la sociedad en general. Ser humilde no es ser pobre; ser humilde es lo directamente opuesto a ser soberbio, altivo y/o rebelde. Es decir, ser humilde no es andar soberbia, ni en altivez, ni muchos menos en rebeldía.

Lo paradójico de este festival que se celebrará este fin de semana en la ciudad de Bogotá, y el homenajeado del evento será Jorge Briceño, nombre que para muchos no significa nada, pero su alias o “nom de guerre” Clic para tuitear

Lo paradójico de este festival que se celebrará este fin de semana en la ciudad de Bogotá, y el homenajeado del evento será Jorge Briceño, nombre que para muchos no significa nada, pero su alias o “nom de guerre” trae a la memoria a la gran mayoría de colombianos soberbia, altivez y rebeldía.

Jorge Briceño fue el bandolero Mono Jojoy que duró cuarenta y dos años en las filas de la organización terrorista llamadas Farc. Es interesante que hace unas horas el gobierno americano a través del Departamento de Estado, ha ratificado la inclusión de las Farc en la lista FTO (ForeignTerroristOrganizations) , lista que incluye a muchos grupos terroristas como Al Quaeda, BokoHaram, ISIS, Hamas y Hezbolah.

El Mono Jojoy empezó como bandolero raso hasta llegar a ser miembro del secretariado y encargarse de todos los asuntos militares de las Farc. Homenajear a una persona que tuvo un extenso expediente judicial por toma de rehenes, secuestro agravado, hurto calificado y agravado, rebelión, concierto para delinquir, terrorismo, homicidio y delitos de lesa humanidad, no es coherente ni mucho menos es un “acto de humildes”.

Conmemorar de forma festiva a alguien que destruía municipios, veredas, corregimientos, y caseríos no es mas que una ofensa para las víctimas y sus familiares.De hecho se escoge este fin de semana para homenajear al opresor de miles de personas por motivo del octavo aniversario de su dada de baja.

Los que verdaderamente deberíamos homenajear este fin de semana serian a los participantes de las fuerzas armadas colombianas ( Ejercito, Armada, Fuerza Aérea, Policía) que trabajaron diligentemente en a “Operación… Clic para tuitear

Los que verdaderamente deberíamos homenajear este fin de semana serian a los participantes de las fuerzas armadas colombianas ( Ejercito, Armada, Fuerza Aérea, Policía) que trabajaron diligentemente en a “Operación Sodoma” para darle de baja a un enemigo declarado del medio ambiente, que con sus voladuras de oleoductos, contaminaron la flora y la fauna de forma irreversible en muchas zonas de nuestra nación.

En este “festival de los humildes” se hará memoria de este sanguinario con un partido de fútbol y con un mural artístico. Que ironía porque si el fútbol es recreación y el mural es cultura, su legado demuestra totalmente lo opuesto. Las Farc, bajo el mando militar del Mono Jojoy, asesinó a la ex ministra de cultura Consuelo Araujo Noguera y hasta destruyó parques, escenarios deportivos de varios municipios de Colombia con sus tomas guerrilleras.

El festival también tendrá su acto político para recordar a este bandido; Pero lo que se debe recordar es que Jojoy violentó la constitución política, mandando a secuestrar, atentar y en algunos casos asesinar congresistas, diputados, concejales, gobernadores, ministros, candidatos presidenciales, civiles, indígenas, pastores, sacerdotes y hasta ciudadanos extranjeros.

Lo que si es evidente es que el Mono Jojoy dejó un legado funesto de sangre y muerte en nuestra nación. Es por esto que se debería llevar a cabo una iniciativa legislativa de “no homenajear pero no olvidar”, en las cátedras de historia moderna de Colombia, para que las nuevas generaciones conozcan las atrocidades de este malhechor de Jojoy y no se les venda una falsa leyenda heroica que algunos quieren exaltar hasta con un sancocho por la memoria de uno que fue terrorista hasta su muerte.

Articulos Relacionados