A quien se parece? La estampa “vidriosa” Columna de Jorge Córdoba Soto @Tzion4325

Jorge Córdoba Soto

¿A quien se parece?La estampa “vidriosa”

@Tzion4325

Designar a un presidente de un país como Colombia no es minúscula tarea; 2 opciones. Mi deseo menos egoísta sería esperar resultados sin proselitismo y esfuerzos… Es decir; pensar justo a la inversa del típico: todos hacen lo mismo, que roben pero poquito, verme ELIF de palmo a palmo; ó orinarme (mejor dormirme) de la risa con sábados felices. Sería paradisiaco llegar al 17 preocupado por la lesión de Salah… Pero no!; estoy ansioso, estupefacto y activo en política mientras estoy despierto y también dormido. Es aterrador aceptar que no somos distintos a quienes cayeron en la mordedura de la bestia socialista disfrazada de amor, humanismo, medio ambiente, feminazismo, amor a lo perverso y compasión selectiva.

Es aterrador aceptar que no somos distintos a quienes cayeron en la mordedura de la bestia socialista disfrazada de amor, humanismo, medio ambiente, feminazismo, amor a lo perverso y compasión selectiva. Clic para tuitear

Partiendo de este paisaje; siendo imposible discutir política con adeptos al desquicio “del tercer país más desigual del planeta” que se pacificará con páneles solares y marihuana recreativa subsidiada para evitar el robo de celulares… Pensé, pensé y pensé.. como le explico a una caja de resonancia del discurso: paraco, ley 100, horas extras, títere, debería morirse… y ya sabemos; otras cositas. Vamos a la rectora de los actos señores (y señoras pa que no se ofendan y se sientan en su salsa) La conciencia y la ética.

Los candidatos libretean propuestas en forma de compendios que de alguna forma son producto de un estudio de políticas públicas: Perfecto!; en su mayoría una inmensa mentira que siempre termina desvirtuándose por las presiones y circunstancias. Crucial indagar como está estructurada la conciencia moral y ética del personaje; al fin y al cabo, esta será la que determinará el discernimiento de lo conveniente/correcto; y al final el acto inmenso ó corrupto se lo tragan los progre y también “los otros” del país paramilitar de Aida Avella.

  1. La conciencia moral puede ser recta ó viciosa (Predispuesta al mal) y en sus distancias hay pasos a un lado ó al otro: el perpetrador culpable, el que racionaliza, el que se excusa, EL QUE SIEMPRE SE HACE EL
  2. Un paranoide que ha escapado de la magnitud de las sanciones por sus actos gracias a la bondad de un pueblo sufrido, un estado fallido y de los cortesanos de un príncipe pagando votos por una reelección; jamás ni pizca de remordimiento, aduce causas colectivas para implantar ideas bolcheviques maquilladas de industrialización estatista, ambientalismo y reivindicación de clases.
  3. Estas conductas y actitudes son aceptadas y difundidas mandando el baloncito de escoria al otro lado de la malla; induce odio, culpa a todos de lo que en realidad el propició. Encuentra un terreno predispuesto, desilusionado y con abandono crónico que se deja inyectar el virus C del “enemigo de las mafias de ultraderecha”; pero oh! Desde que le dieron una paliza electoral es quien va a expandir el capitalismo “que hace 3 días asfixiaba a la clase trabajadora y permitía que los latifundios de oligarcas impidiera la redistribución justa de la tierra y la riqueza”; estoy seguro que la incoherencia no es fruto de enfermedad
  4. La ley nunca se aplica en su caso porque fue elegido democráticamente y hay causas sobrevaloradas que justifican sus actos ó intenciones, condena a quien lo acusa, niega existencia de víctimas diferentes a las que alimentan su ejército de zombies, y reivindica su derecho al totalitarismo en nombre “del pueblo”.
  5. Las instituciones ó enmiendas que protegen del intento de exceso, son vicios de un estado al servicio de un régimen paramilitar cuyo jerarca mitológico es Uribe, centro y fetiche de su Ahhhh mentirasssss; es que ahora quiere parecerse a Uribe siguiendo el libreto vacío del periodismo nacional de buscar los votos del centro (donde queda pa ir a buscarlos pa Duque)

Es difícil imaginar que pasaría si un individuo de este carácter llega al poder; me parece ver a un asesino en serie en su niñez torturando a un gato… por decir poco…

A quien se parece?.

Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de El Parche del Capuchino 

Articulos Relacionados

El Parche del Capuchino Opinión sin fronteras

Medio de comunicación y opinión alternativo

Acerca de El Parche del Capuchino Opinión sin fronteras 466 Articles
Medio de comunicación y opinión alternativo