Acuerdos Santos FARC, otras nefastas consecuencias para Colombia

DUVAN EDUARDO IDÁRRAGA

Duvan E Idarraga L

@duvanedo 

Acuerdos Santos FARC, otras nefastas consecuencias para Colombia Columna de Duvan Eduardo Idárraga Clic para tuitear

Duvan E Idarraga LEn días recientes un amigo me expresaba que en su concepto el gobierno de Juan M Santos había sido bueno; para tratar de entender su argumentación le solicité me relacionara solo cinco aspectos por los cuales él tenía esa apreciación. Pretendía encontrar elementos que lograran convencerme que tan equivocado estaba frente a mi propia postura (y la de la mayoría de los colombianos) en cuanto a la perversidad para el país de esos 8 años de desgobierno. Mi amigo  sólo pudo mencionarme uno: El acuerdo Santos FARC (el que fue negado por el Pueblo Soberano).

Con esa respuesta quedé estupefacto, de primera mano puedo afirmar que es bueno que un número importante de guerrilleros rasos se hayan desmovilizado y continúen en su esfuerzo por reincorporarse a la sociedad. Pero cuando recuerdo que ni siquiera hubo certeza de su número, ni si realmente eran guerrilleros o al menos milicianos, que solo entregaron armas viejas (estas dudas surgieron con el número actual de los mal llamados disidentes –casi 3.000- ¿de donde salieron tantos?, ¿cómo se armaron? y ¿por qué el crecimiento exponencial de hombres del ELN en zonas de FARC?). Entonces ni en esa parte me convenzo que el acuerdo haya sido bueno para Colombia.

Con esa respuesta quedé estupefacto, de primera mano puedo afirmar que es bueno que un número importante de guerrilleros rasos se hayan desmovilizado y continúen en su esfuerzo por reincorporarse a la sociedad Clic para tuitear

Haciendo un esbozo de la perversidad del acuerdo, vemos que pese a décadas de atroces crímenes (incluyendo delitos de lesa humanidad y crímenes de guerra) cometidos por los jefes de esa organización, no pagaron un día de cárcel; fueron premiados, recibieron curules en el congreso y todo tipo de beneficios; su fortuna Billonaria (producto de décadas de actividades ilícitas y lucrativas como narcotráfico, secuestro, minería ilegal) fue lavada; su imagen ante la comunidad internacional limpia; ni que hablar de la perversa JEP, un tribunal creado por las propias FARC para garantizar su impunidad y la persecución de los militares, sus enemigos de siempre. Lo dijo el tristemente célebre negociador Humberto de la Calle, “fue el mejor acuerdo posible”, faltó decir que para las FARC.

Pero si lo anterior no fuera lo suficientemente grave, el acuerdo Santos – FARC dejó a los jefes de esa organización criminal cínicamente envalentonados, opinan de lo divino y lo humano; humillan y ofenden a las víctimas y a la sociedad colombiana con sus posturas prepotentes. Nada más denigrante que ver a los peores criminales convertidos en pro hombres, invitados especiales a distintos medios de comunicación donde son tratados como vedettes, recibidos con honores como si fueran verdaderos ejemplos de rectitud y decencia (ante el júbilo de algunos “periodistas”); o dictando conferencias en universidades públicas y privadas del país. Completa y perversa inversión de valores.

Gracias al acuerdo vemos a alias Victoria Sandino (identificada por muchas mujeres ex combatientes FARC como quien las convertía en esclavas sexuales y las obligaba a realizarse abortos para evitar ser asesinadas) hablando de los derechos de la mujer; o a alias Carlos Lozada (“Tornillo”, apodo que le pusieron niños guerrilleros cuando lo veían llegar a los campamentos aterrorizados, sabían que podían ser víctima de sus aberraciones sexuales como lo reconocen varios de ellos a quienes violó) hablando de los derechos de los niños; o a alias Pablo Catatumbo (responsable de la cobarde y vil masacre de los 11 diputados de la Asamblea del valle) hablando de derechos humanos; todos ellos sin inmutarse un ápice, cinismo y desvergüenza ilimitados. ¿Así o más absurdo?

Es mucho el daño para Colombia de ese  acuerdo, pero ver prepotentes y cínicos a los peores criminales; actuando como si fueran probos; peor aún, recibiendo de muchos pleitesía, halagos y honores  es una nueva afrenta a las víctimas y a la sociedad colombiana. Todo gracias al acuerdo Santos – FARC (el mismo que el Pueblo Soberano rechazó). El mundo al revés.

Es mucho el daño para Colombia de ese acuerdo, pero ver prepotentes y cínicos a los peores criminales; actuando como si fueran probos; peor aún, recibiendo de muchos pleitesía Clic para tuitear

EL COLMO 1: A la JEP, agencia de viajes de los jefes FARC, llegan ex mafistrados auxiliares de la CSJ, uno de ellos responsable de chuzar ilegalmente el celular de Álvaro Uribe Vélez; ambos trabajaban con el mafistrado Barceló, el mismo que violó la Constitución y la ley en su afán de perseguir al ex presidente. NO HAY DERECHO.

EL COLMO 2: “Los videos de @petrogustavo recibiendo fajos de billetes o los computadores de Reyes como pruebas contra Teodora, Cepeda, Jolman y otros Farcpoliticos no son admisibles para la Corte, pero las chuzadas ilegales y tergiversadas a Uribe si son prueba reina¡”: Jhon Milton Jr (@jbagbam74) . NO HAY DERECHO.

 

Avatar
Acerca de Duvan Eduardo Idarraga L 80 Articles
Administrador Empresas Univalle, Especialista en Finanzas ICESI; amo al glorioso Ejército de Colombia. Chaparraluno de nacimiento, caleño por adopción; opinador por gusto y por convicción sobre la realidad politica y económica del país.