La evolución de Singapur a partir de los años 60 es notable. Venían de una gran pobreza, desorden, atraso, sin organización y sin infraestructura. Su transformación total ocurrió en una generación. Singapur ahora es globalizada, moderna, próspera, resiliente, progresista y abierta. Ha crecido 137 veces su PIB. Fue un proceso planificado, ordenado donde no dejaron nada al azar. Hicieron un  Plan Maestro de Desarrollo a largo plazo, con énfasis ecológico y basado en su cultura y valores. Construyeron una ciudad perfectamente conectada en lo físico y en lo digital.

El director de Morrow Arquitectos, Liu Thai Ker de 84 años, el diseñador urbano de Singapur nos manifestó: “creo en la ciencia de un buen diseño combinado con sensibilidad artística creamos buena arquitectura y un urbanismo atractivo y bonito”. Le da importancia a la calma y tranquilidad para pensar.

Convertirse en una ciudad digital les ha traído problemas por su vulnerabilidad. Su creciente portafolio de productos digitales está propenso a crímenes contra sus transacciones. Es el tema del futuro. Por eso, construyeron en las Cámaras de Comercio procesos electrónicos para manejar clientes con certificaciones  de origen y un portafolio digital con protecciones legales y técnicas. A eso llaman “ciudades inteligentes”.

Su puerto está conectado a todas las líneas de barcos. Se unieron todas sus entidades  para replantear y unificar sus procesos aduaneros y de movilización de carga, para que la gestión portuaria sea rápida y evitar que cada entidad exigiera una diligencia que estorbe su velocidad. Ahora es una sola diligencia. Articularon los itinerarios de los barcos y el manejo de sus cargas con precisas instrucciones.

Unificaron el manejo de los contenedores utilizando la más avanzada tecnología con chips electrónicos y seguimiento satelital eficiente, barato e información precisa al cliente: monitoreo en tiempo real. Se dedicaron con orden a ser una ciudad atractiva para hacer negocios. Por eso, desde la Gran Terraza del Marine Bay, piso 58, se ven más de 200 barcos esperando ser atendidos. Impresionante movimiento portuario de todo Asia.

Otro gran salto fue el Gobierno digital basado en el ciudadano. Transacciones oficiales digitales rápidas, seguras y confidenciales. Trabajaron juntos: gobierno y sector privado para convertirse en un Gobierno Digital. Se transformaron internamente para hacer las transacciones con protección, seguridad y servicios digitales automáticos.

Tienen sanciones muy drásticas a quienes atenten contra la honestidad y la limpieza. Se ufanan  de cero corrupción. Empoderaron a la siguiente generación para construir negocios que hagan que “su corazón dance de felicidad, haciendo las cosas bien”. Explicación poética de sus procesos.

La clave ha sido la creación de industrias de: Refinería de petróleo, Biomédica, Química, Semiconductores electrónicos de innovación. Ser HUB logístico significa ser resiliente, adaptarse de manera inteligente a las exigencias  cambiantes de modernización de los negocios. Es la base de la educación y de los Centros de Investigación.

Singapur surge de rellenar para ganar espacio al mar. Hoy es el centro de la innovación y modelo de ciudades que subsisten de reinventarse planeando nuevas maneras de hacer negocios.

Su nuevo proyecto de vida se llama “El punto Punggol”  un distrito digital que será una nueva ciudad, o distrito inteligente que van a construir pensando en el futuro.

 

Hoy es el centro de la innovación y modelo de ciudades que subsisten de reinventarse planeando nuevas maneras de hacer negocios. Clic para tuitear
Eduardo Verano de la Rosa
+ posts

Administrador de empresas de la Universidad del Norte, con especialización en Desarrollo regional urbano Universidad del Norte, Master Business Administration de la University.

  • Ministro de Medio Ambiente 1997 - 1998
  • Gobernador del Atlántico 2008 - 2011 y 2016 - 2019.
  • Subgerente Lubritec S.A. 2003
  • Secretario General del Partido Liberal Colombiano 1999 - 2003
  • Constituyente 1991