Jesús Santrich: Crónica de una Justicia Arrodillada

Luis Gabriel Carrillo Navas

Luis Gabriel Carrillo

Jesús Santrich: Crónica de una Justicia Arrodillada - Columna de Luis G. Carrillo Clic para tuitear

Es preferible que a Jesús Santrich lo extraditen o le den de baja, no me importa el resultado antes que retorne a la JEP, lo absuelvan y le salgamos a deber. Clic para tuitear

 

«Una Democracia deja de serlo, cuando la justicia es un juego en la cual el poderoso la esquiva, el corrupto la somete y el pueblo padece la condena»

 

Todos saben quién es Jesús Santrich, conocemos de lo que es capaz y quienes lo admiran son igual de cómplices de sus crímenes, su fuga y burla de la justicia, ¡especulando!, aspiro y espero que esos jueces y magistrados, ojalá no tengan nada que ver con el peor caso de complicidad a uno de los peores criminales de la historia #Ladictaduradelosjueces.

Decía Gabriel Ochoa Uribe “Ni me quiten ni me den” y en el caso de Jesús Santrich es claro que se tomó una decisión más política, que jurídica, con el fin de dizque salvar la #FalsaPaz de Santos que arrodilló al pueblo colombiano a los designios y caprichos de las FARC, e impuso una #PazDeVersalles. «Una Paz arrodillada es una esclavitud Garantizada» LGCN

¿Ustedes creen que Hitler, Stalin, Pol Pot, Maduro, Videla, Castro merecen algún tipo indulgencia por el daño y muerte que ocasionaron?, si la respuesta es “NO”, ya conocemos por adelantado el legado lúgubre, impuesto a todos nosotros por cuenta de un Narco Terrorista.

«La Paz no se hace con la sangre de los caídos, sino con la cárcel y sometimiento del asesino» LGCN. 

Hay un frase de Publio Siro que señala “La absolución del culpable es la condena del Juez” esto ocurre en el caso Santrich: 1) congresistas que defienden un criminal; 2) periodistas que justifican su fuga; 3) falsos líderes sociales que encubren a este señor, criminal de guerra y lesa humanidad; 4) twitteros que hacen ver a este delincuente como si fuera un gran líder rebelde, que se metió a la guerrilla por joder, y sus manos están manchadas de sangre de miles de los nuestros y 5) Jueces que justifican en hojas de papel su fuga.

Todo lo que digan Cepeda, Barreras, Katherine Miranda, Juanita Goobertus, Bolívar, Claudia López, Angélica Lozano, y Petro, me vale cinco, no soy apólogo de terroristas, menos de criminales, así mi vida dependiera de ello.

A Jesús Santrich se le ayudó desde un principio con una justicia arrodillada, unas garantías  sobredimensionadas, unos derechos convertidos en la mejor imposición tiránica, para que NO respondiera ante un pedido de extradición; jueces, magistrados, abogados y líderes izquierdistas hicieron la pantomima y el Show del proceso judicial: a) se le dio como reclusión en el Episcopado; b) se le concedieron los derechos políticos; c) se le posesionó estando detenido; d) se le regaló un fuero y curul; e) se convirtió una extradición en un juego de Pin Ball; f) se le concedió la libertad dos veces, entre la Jep que no vio un video de conocimiento público traqueteando; g) y la Corte Suprema de Justicia justificando que se había hecho justicia ¡que estupidez!; h) para luego fugarse como el más vil de los criminales.

Para (i) rearmarse, amenazarnos con la guerra desde el otro lado de la frontera apoyados por la dictadura chavista ¿no que habían entregado todas las armas señores de las Naciones Unidas? se financian con el narcotráfico, ¡claro! como un tal magistrado José Leónidas Bustos del  Cartel de la Toga fue ponente de la única sentencia de la conexidad de los delitos de rebelión y Narcotráfico, no lo crean a uno huevón, Santrich, las FARC todo estaba planeado y adivine que magistrado esta también fugado.

No se trató de garantías, sino tretas, trampas y marrullerías para garantizar su evasión, y es preferible que a Jesús  Santrich lo extraditen o le den de baja, no me importa el resultado antes que retorne a la JEP, lo absuelvan y le salgamos a deber.  Como lo diría la escritora Ayn Rand en su libro la Rebelión de Atlas “Que lo carente de sentido, lo equivocado, lo monstruosamente injusto, no puede triunfar en la vida a menos que te derrotes a ti mismo”.  Eso fue lo que ocurrió, una persona que se hizo la ciega, la sorda, la muda, la amnésica y hasta se cortó un dedo dizque como acto suicida, nos pintó la cara. «Una hoja de papel firmada que diga PAZ, no significa que se hizo JUSTICIA» LGCN. 

Santrich es el reflejo de las FARC ayudados con la JEP «Ni Justicia, Ni verdad Ni reparación». Qué mejor ejemplo para citar las palabras del colega Iván Cancino «o se acaba la Jep o se acaba el país». Si seguimos con esta Justicia de papel, justificando lo injustificable, defendiendo lo indefendible el día menos pensado este servidor y los colombianos de bien que NO apoyamos la #FalsaPaz no tendremos ni el 1% de las triquiñuelas que le dieron a Santrich y nos impondrán tres caminos:

«Cuando los criminales dicten las condiciones en la democracia, solo nos quedará en nuestra lucha; el exilio, la cárcel o la muerte» LGCN.

Con el delincuente no se puede presumir la buena fe (error de la Corte Suprema de Justicia), con un grupo al margen de la ley los actos simbólicos son mentiras y sofismas, y no garantizan NADA a los colombianos y especialmente a la víctimas (Corte Constitucional), porque Santrich y las Farc NO quieren que se sepa la verdad, por qué, reclutaron menores, violaron a niños y mujeres, obligaron a abortar y de eso las feminazis calladitas no dicen nada, destruyeron nuestra infraestructura, secuestraron, pusieron carros bombas y mataron a más de 500.000 colombianos “Yo quiero la verdad, toda la verdad, y nada más que la verdad así nos duela” LGCN. 

Para mí y lo digo con sinceridad conservar la calma con alguien que desprecia tanto la justicia, la verdad y a las víctimas como Jesús Santrich es algo difícil de digerir, sentir como niños le suplicaban a este guerrillero para que no ordenará matar a sus padres, y no cumplió pues murieron ó cómo madres les imploraron decir dónde están sus hijos, hermanos y esposos que se los llevó la guerrilla y se comió el monte, si ustedes pueden dormir tranquilos yo NO.

Esta Justicia Arrodillada que regala fueros y curules (Consejo de Estado), luego salen a alardea que serán implacables con delincuentes genocidas, (Jurisdicción Especial para la Paz) y pretende que confiemos en esa justicia, son sólo palabras  palabras vanas, nada de hechos. Ellos están muy equivocados, pues ya son pocos los colombianos que les creen y con el paso del tiempo abonan caminos oscuros y tenebrosos, donde un día de estos alguien hará justicia por su propia mano, porque las instituciones nos fallaron con una paz que no nos representa, una verdad maquillada y un deseo de retribución en nuestra alma y conciencia. «Hay muros que nos separan: el deseo de justicia y el placer de la venganza «LGCN

Ustedes jueces, magistrados, periodistas y congresistas jugaron una carta muy peligrosa, en un país muy beligerante y violento QUE NO COME CUENTO.  

 «Una Democracia deja de serlo, cuando la justicia es un juego en la cual el poderoso la esquiva, el corrupto la somete y del pueblo padece la condena» LGCN

Luis Gabriel Carrillo Navas
Acerca de Luis Gabriel Carrillo Navas 13 Articles
Abogado egresado de la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad Nacional de Colombia de sangre santandereana, aunque nací en Bogotá; mi madre me forjó, mi abuela materna me inculcó la humildad campesina y el amor por la provincia y la Universidad Pública me dio las bases para señalar que la #FalsaPaz de Santos y #PazDeVersalles humillando a las víctimas y el pueblo colombiano fue una gran equivocación. Persona a quien la izquierda Radical le hizo escoger bando, “Bojaya Arrancó mi alma, el Nogal mi Corazón” por ello inclinado a la derecha, Nacionalista, anticomunista, conservadurista, con amigos libertarios: soy una persona del común sin apellidos y sin gloria, a mí no me importa la cantidad de seguidores sino generar conciencia; no quiero que pienses como yo, sino que pienses, solo una voz de la resistencia política contra tiranos, déspotas y opresores. Nadie abogó por Juan Sebastián Carrillo ni el Sargento Diego Benavides Molina y miles de colombianos masacrados por las Farc, por ello mi lema por ellos es “Esta lucha no es por mí, ni por ti, sino por todos los colombianos”