La UCI Empresarial

Luis Martínez García

Luis Martínez G.
La UCI Empresarial. Por Luis Martínez Garcia Clic para tuitear
Luis Martínez G.

El presente es pandemico, desde su conceptuación las pandemias son sistemicas y generalizadas, esta percepción nos permite desde la sostenibilidad comparar los impactos en lo social, en lo económico en lo ambiental y finalmente desde la gobernanza. Quisiera abordar las acciones de urgencia para salvar la vida de las empresas de los sectores más afectados. Entendiendo desde luego que es inevitable que muchas empresas desaparecerán.

En estos momentos miles de empresas viven un terrible situación, algunas desde la innovación oportunista sobrevivirán sin asistencia mecánica, otras pasarán la crisis de manera asintomática y muchas entrarán en la UCI empresarial. Desafortunadamente el índice de letalidad empresarial es muy alto.

¿Como se debe actuar cuando miles de empresas entraran en la UCI empresarial?. Lo primero es preparar el sistema de asistencia estatal, que deberá reinvertir un alto porcentaje de lo recibido en impuestos en respiradores que en las empresas estarán representados en alivios económicos, soportes comerciales y formación estratégica para que puedan sobrevivir. Una vez afuera las empresas, empieza un trabajo de auto recuperación que necesitará acciones específicas para no volver a caer y morir en la crisis.

Lo primero que debe hacer la empresa es armar un equipo multidisciplinario para enfrentar las diferentes dimensiones. El primer aspecto a considerar es su estructura fiscal, esto le permitirá aprovechar oportunidades en la crisis y consolidar la forma inteligente para enfrentrar escenarios de impuestos. Lo segundo es un análisis de deuda, crear rápidamente escenarios donde se disminuya el aporte a la deuda, se amplíen plazos y se aproveche ese recurso para iniciar una dinámica de reactivación.

Lo tercero es rediseñar la gestión empresarial, abordando los cuatro ejes de supervivencia, los gastos, los costos, las utilidades y los ingresos, sobre el supuesto que todos los ejes iniciaran en negativo la dinámica y su ajuste limitara el movimiento pero no generara la detención del sistema empresarial, es decir, caminar despacio pero avanzar. En términos de controles, la empresa debe hacer presupuestos semanales, y tener vigilancia tecnológica permanente para enfrentar el escenario de incertidumbre.

Por último la empresa debe abandonar lo que tenga que abandonar, en términos de mercado, en términos de proveedores, en términos de viejos procesos e intentar negociar los activos que pueda para acelerar el crecimiento de liquidez. Todo esto lo debe hacer de inmediato, no puede perder ni un día en su reestructuración. La salud del tejido empresarial está basado en la generación de empresas y la defensa de los empleos.

LUIS MARTINEZ GARCIA
Acerca de LUIS MARTINEZ GARCIA 32 Articles
Administrador de empresas, especialista en Gerencia de Mercadeo, Magister en Sistemas de Gestion, Docente universitario y consultor corporativo en la areas de Planeacion Estrategica, Prospectiva, Desarrollo de Productos, Conferencista Nacional e Internacional