Columnista

Entrampamiento mental e inversión de valores que dañan a Colombia

Las cosas son como son: Santrich negociaba drogas, fue capturado y debió ser extraditado, no es una inocente víctima; con la ayuda de las cortes se voló y está en la Nueva Marquetalia que amenaza a Colombia. Dilian fue un vándalo, jamás debió morir en ese accidente, pero no es ningún héroe. Los jefes FARC son asesinos, narcoterroristas, reclutadores de menores, responsables de crímenes de lesa humanidad; no son prohombres, deberían estar en la cárcel. El entrampamiento mental y la inversión de valores distorsiona la realidad de lo que sucede en Colombia. […]