¿Y la Farc-Política para cuándo?

César Augusto Betancourt Restrepo

César Augusto Betancourt Restrepo

@C88Caesar 

¿Y la Farc-Política para cuándo? Columna de César Augusto Betancourt Restrepo Clic para tuitear

En alguna ocasión Alejandro Ordoñez dijo que a la Farc-política no se le toca ni con el nombre de una rosa, y tal afirmación pareciera cumplirse a cabalidad hasta hoy en día, ya que de los nexos de políticos con la izquierda terrorista aún no sabemos nada, o los jueces no han querido escuchar.

Tampoco sabemos aún hoy cuáles son los miembros del Partido Comunista Clandestino Colombiano, (PC3), quienes han sido los verdaderos actores intelectuales de los atentados de las Farc y los jefes de las milicias urbanas, y que además organizan asesinatos selectivos, incluso, contra sus propios miembros, para después explotarlos políticamente.

El PC3 es el eslabón entre el Foro de Sao Paulo, células terroristas internacionales, las Farc, ELN y grupos narcotraficantes, que hacen de Colombia una especie de obra dantesca, en el que priman la violencia y la coca.

El PC3 es el eslabón entre el Foro de Sao Paulo, células terroristas internacionales, las Farc, ELN y grupos narcotraficantes, que hacen de Colombia una especie de obra dantesca, en el que priman la violencia y la coca. Clic para tuitear

Además, este grupo que permanece en las sombras, compuesto por políticos, empresarios, el clero y terroristas, se ha encargado de infiltrar organizaciones sociales, al punto que algunas de ellas hoy hacen parte irremediable de la nómina de la izquierda como Fecode.

Hacen parte de su estructura, las JUCO (Juventudes Comunistas), las cuales se encargan de identificar a líderes estudiantiles, formarlos en la doctrina socialista y clasificarlos, ya que algunos pasan a ser parte de las Farc, otros a ser miembros del partido, y por último, algunos que se convierten en milicianos y sicarios.

Con esta infiltración a las organizaciones sociales, a los partidos políticos, a las universidades, y al Estado mismo, lo que el PC3 desea conseguir es no solo fracturar al Gobierno de turno, sino desprestigiar cualquier tipo de legado democrático, y es ahí donde Uribe se vuelve víctima de quienes lo han querido desfigurar desde columnas y artículos grotescos con un toque paranoico (tipo Coronell o Akermán), hasta dibujos y cibernautas que se dedican disparar veneno y a mostrar pechuga maluca.

Con esta infiltración a las organizaciones sociales, a los partidos políticos, a las universidades, y al Estado mismo, lo que el PC3 desea conseguir es no solo fracturar al Gobierno de turno Clic para tuitear

Obviamente el paso siguiente al desprestigio de la democracia y sus líderes más representativos, es la toma del poder ejecutivo y judicial, el debilitamiento de las Fuerzas Armadas y la conformación de grupos de presión que sostengan el poder, ya sean por las buenas (verborrea socialista) o por las malas (colectivos violentos y armados).

Y mientras esto se sigue dando, mientras el PC3 sigue maquinando, y usando a diferentes actores para el logro de sus propósitos, nosotros, los colombianos, aún no sabemos quiénes son, quienes lo conforman, y sé de buena fuente, que en la JEP cuando se refieren al Partido Comunista, cierran el caso lo antes posible.

Necesitamos saber la verdad, necesitamos saber el alcance del PC3 y naturalmente, necesitamos neutralizarlo y destruirlo, para que este país de verdad y de una vez por todas viva en paz, no la paz violenta y autoritaria de los comunistas, sino la paz verdadera de la democracia repúblicana.

PD: En un evento público, a un General de la República querían endilgarle Falsos Positivos, y dicho General con voz ronca, severa y potente se dirigió al cura De Roux y le dijo: “¿Quién es más asesino, el que mata o el que manda a matar?”. Francisco de Roux quedó en silencio sepulcral.

PD: Un miembro del PC3, quien fue reclutado desde joven por las JUCO, estaba relatando como el hermano de Aída Avella cometía crímenes en Urabá y el Valle del Cauca. Dicho miembro del PC3, fue silenciado en el tribunal de la JEP, y ahora un pequeño grupo de patriotas quiere llevarlo ante el Fiscal Néstor Humberto Martínez para que cuente la verdad, esa que nunca sabremos a manos de la Jurisdicción Especial de Paz. 

César Augusto Betancourt Restrepo
Acerca de César Augusto Betancourt Restrepo 19 Articles
Soy Profesional en Comunicación y Relaciones Corporativas, Máster en Comunicación Política y Empresarial. Cordovista hasta los tuétanos, ciclista amateur enamorado de Medellín y admirador de Oscar Wilde, Freddy Mercury y Salvador Dalí. Escribo con alma, vida y sombrero. #DogLover #MejorEnBici